Año No. 16
Edición No. 4.332

DIRECTOR Hugo Illera
EDITOR GENERAL Fabián Buendía
EDITOR DIGITAL Lizeth Torres

Desde Barranquilla, el deporte en un click

El primer diario deportivo de la Costa Caribe

DIRECTOR
Hugo Illera
EDITOR GENERAL
Fabián Buendía
EDITOR DIGITAL
Lizeth Torres

Fútbol Internacional

Irregularidades en el traspaso de jugadores, el motivo de la sanción a la Juve

Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on email

Plusvalías infladas en el traspaso de jugadores: La Juventus de Turín fue sancionada este viernes por haber utilizado artimañas contables para maquillar sus cuentas.

La entidad fue penalizada con la retirada de 15 puntos en el presente campeonato por la justicia deportiva italiana debido a fraudes contables en traspasos de futbolistas con el objetivo de registar en sus cuentas plusvalías artificiales.

El club más laureado del fútbol italiano (36 scudetti), que cotiza en bolsa, está entre otras cosas acusado de haber manipulado el mercado trasmitiendo información financiera sesgada a sus inversores en el periodo 2018-2021. En especial, registrando «plusvalías ficticias» durante la venta de jugadores y recurriendo a «maniobras» para diferir el pago de salarios durante la pandemia de Covid-19.

La fiscalía de Turín señaló las «diferencias importantes entre los balances tal y como son aprobados y entre como deberían haber estado».

La Juventus siempre afirmó haber «actuado en el respeto de las leyes y de las normas que rigen la comunicación financiera».

En el centro de la investigación se encuentra la práctica de los «falsos intercambios», que son ventas cruzadas de jugadores entre dos clubes por poco o nada de dinero pagado.

La Juventus multiplicó estas operaciones, por ejemplo con el Barcelona en 2020 para los traspasos cruzados del brasileño Arthur Melo (72 millones de euros) y del bosnio Miralem Pjanic (60 millones de euros). Poco dinero circuló pero el efecto fue inmediato en las cuentas de los dos clubes gracias a la noción de las plusvalías.

Durante un traspaso, el precio de un jugador se distribuye en las cuentas como amortización durante la duración de su contrato. Pero una posible plusvalía en la venta se puede registrar inmediatamente. Con Pjanic, Juventus habría apuntado así una gran plusvalía de 43 millones de euros.

La fiscalía cifra en cerca de 155 millones de euros (168 millones de dólares) esas plusvalías llamadas «ficticias» entre 2018 y 2021, según documentos consultados por AFP.

Queda la difícil, casi imposible, tarea de fijar un baremo objetivo al valor de un jugador: la justicia deportiva italiana había absuelto en abril a los 11 equipos perseguidos, entre ellos Juventus, pero reabrió el caso en diciembre. Unas semanas después ha llegado la sanción a la ‘Vecchia Signora’.

© Agence France-Presse

NOTICIAS DE SECCIÓN