Año No. 17
Edición No. 4.783

DIRECTOR Hugo Illera
EDITOR GENERAL Fabián Buendía
EDITOR DIGITAL Lizeth Torres

Desde Barranquilla, el deporte en un click

El primer diario deportivo de la Costa Caribe

DIRECTOR
Hugo Illera
EDITOR GENERAL
Fabián Buendía
EDITOR DIGITAL
Lizeth Torres

Fútbol Internacional

Xabi Alonso, un estratega que aprendió de los mejores

Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on pinterest
Share on email
Share on print

Reconocido estratega durante su carrera como jugador, donde fue entrenado por algunos de los mejores técnicos del planeta, el vasco de San Sebastián Xabi Alonso ha logrado poner el broche de oro en su primera gran aventura en los banquillos, logrando el título de campeón de Alemania con el Bayer Leverkusen.

El 20 de mayo de 2017, Xabi Alonso jugó por última vez, a los 35 años. Fue durante una 34ª jornada de Bundesliga con los colores del Bayern Múnich y celebrando un nuevo título de campeón de Alemania en el Allianz Arena, delante de 75.000 espectadores.

¿Se imaginaba el vasco que siete años más tarde sería él quien pondría fin a una hegemonía de once años de campeonatos nacionales del conjunto bávaro (2013-2023)?

Algo es seguro: cuando llegó al Bayern en 2014, deseaba aprovechar sus últimos años en activo para estar en contacto con Pep Guardiola y pensar ya en su futuro como entrenador.

“He intentado ser curioso sobre el trabajo de entrenador, no solamente jugar. He buscado ser cercano a ellos. Me preguntaba ya dónde estaría años más tarde”, confesó Alonso en diciembre en una entrevista concedida a varios medios, entre ellos la AFP.

– Su padre como inspiración –
Campeón de Europa (2008 y 2012) y del mundo (2010) con España, Xabi Alonso también ganó la Liga de Campeones con el Liverpool (2005) y Real Madrid (2014), además de los campeonatos nacionales de España y Alemania.

Natural de Tolosa, a pocos kilómetros de San Sebastián, tuvo una carrera como jugador siempre en contacto con grandes entrenadores.

Antes de llegar a Baviera, contó en su última temporada en el Real Madrid con la dirección de Carlo Ancelotti, con quien se reencontraría en Múnich en su última temporada en activo.

Pero su primera fuente de inspiración como entrenador dice haberla recibido de su padre, Periko, exinternacional español a principios de los años 1980 (20 partidos como internacional). De pequeño, Xabi le miraba preparar los partidos cuando estaba a la cabeza del equipo reserva de la Real Sociedad, a principios de los años 1990.

Es precisamente en el club de San Sebastián donde Xabi dio sus primeros pasos en el banquillo, también con el segundo equipo, después de haber entrenado a equipos juveniles del Real Madrid.

“Xabi Alonso siempre ha sido un estratega, sobre el campo estaba siempre en el centro. En aquella época tenía esa visión. Sabía también cómo reaccionaban sus compañeros y adversarios”, recordaba en una entrevista reciente a la AFP su excompañero en el Bayern Múnich Philipp Lahm, quien colgó las botas en el mismo momento.

– Una parte de “intuición” –
Sin querer quemar etapas demasiado rápido, Xabi Alonso estudió entonces las ofertas que le llegaron, y finalmente se decantó por la del Leverkusen, en aquel momento en la parte baja de la tabla de la Bundesliga a principio de la temporada 2022-2023, tirando un poco “de intuición”.

Tirando de lo aprendido durante la época en Baviera, desde su primera toma de palabra ha hecho el esfuerzo de hablar en alemán, como hiciera Guardiola al llegar al Bayern.

Con una calma notable ante la prensa, a veces deja aflorar los nervios en la zona técnica al borde del terreno de juego, para dar instrucciones y dar rienda suelta a la alegría, como en las ocasiones en las que su equipo ha remontado ‘in extremis’ esta temporada. Él mismo ha reconocido que echa de menos estar sobre el terreno de juego.

“No debería decirlo, pero sí. Lo hecho de menos cuando preparo los partidos y cuando estoy al borde del terreno”, dice quien se declara “vasco, totalmente vasco, ahora con mucha influencia germánica”.

Partidario de dejar libertad a sus jugadores sobre el terreno, considera no ser “un fundamentalista que pida a éste que juegue de esta manera o que diga que esta es la única forma de jugar”, inspirándose del maestro Ancelotti en cuanto a la gestión humana.

Siguiendo los pasos que le marca su caracter de estratega, anunció a finales de marzo que seguirá en Leverkusen la próxima temporada. En vez de reemplazar a Jurgen Klopp en el Liverpool, Alonso tratará de igualar en Bundesliga lo logrado por el entrenador alemán en 2011 y 2012, cuando a los mandos del Dortmund logró dos títulos de campeón de Alemania contra el todopoderoso Bayern Múnich.

© Agence France-Presse